¿Cómo se elabora un vino espumoso? Prepárate para la Navidad

¿Sabes cómo se elabora un vino espumoso? En Bodegas Campoameno lo sabemos bien. Y en estas fechas nuestros vinos espumosos Matahermosa Brut Nature y Semiseco ya están comenzando a llegar a nuestros distribuidores para que establecimientos y particulares tengan uno de los productos más ligados a celebraciones y, por tanto, a la Navidad.

Y, como se acercan fechas en las que el consumo de vino espumoso crece exponencialmente, ¿qué mejor que saber cómo se elabora un vino espumoso hecho en Jaén? Las uvas autóctonas de la Sierra Sur de Jaén, las uvas Jaén Blanca y Jaén Negra, dan a nuestros vinos espumosos esa impronta de nuestra tierra, de respeto a los viñedos tradicionales de Jaén, con la calidad que asegura nuestra Indicación Geográfica Protegida (IGP).

Vinos espumosos Matahermosa de Campoameno

Vinos espumosos Matahermosa de Campoameno.

El vino espumoso está elaborado por el método tradicional Champagnoise siguiendo diez pasos imprescindibles, desde el comienzo de la cosecha hasta la producción y embotellado final:

  1. Las uvas del vino espumoso son las primeras en cosecharse, para conservar la acidez que caracteriza a este tipo de vino.
  2. Una vez recogidas y trasladadas a la bodega, son sometidas a una primera fermentación en tanques de acero inoxidable para hacer el primer vino, el vino base.
  3. A continuación se mezclan las distintas variedades de uva.
  4. Después es el momento dle embotellado. En este momento se agrega al vino base azúcar y levaduras para la segunda fermentación.
  5. En la segunda fermentación, el vino fermenta nuevamente, esta vez dentro de la botella. Y el gas carbónico generado se integra en el resultado final.
  6. Llegados a este punto, las botellas de vino espumoso se colocan en el pupitre del vino. Es decir, las botellas de vino espumoso se sitúan en posición transversal para que las borras o posos, se concentren en el cuello de la botella.  A mano se van girando paulatinamente y, después, se deja el vino sobre sus propias levaduras, que le aportan sus características organolépticas.
  7. Una vez terminado este proceso, se congela el cuello de la botella con las borras.
  8. Tras ello, llega el degüelle. ¿Qué es el degüelle del vino? Al destaparse, las borras congeladas son expulsadas al exterior.
  9. Nos preparamos para el dosaje del vino. Es el último paso que el enólogo da para darle al vino espumoso el toque final con el licor de expedición.
  10. Casi para terminar, es el momento del tapado final de la botella de vino con el corcho, para luego etiquetar la botella de vino espumoso, en este caso con Indicación Geográfica Protegida ‘Vino de la Tierra de la Sierra Sur de Jaén’.

Y así llega el vino espumoso a tu mesa, listo para descorchar y disfrutar de ese sabor largo y persistente.

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. POLÍTICA DE COOKIES

ACEPTAR
Aviso de cookies